Entrar    
 + Registrar
  • Main navigation
En Facebook
Permisos de Pesca
Fase Lunar
Mercado Libre
Autor : DanielCarlos
ID del Artículo : 30
Audiencia : Default
Versión 1.00.03
Fecha de Publicación: 17/2/2010 2:10:00
Lecturas : 5191
Pesca de Mar

Con La Altura de Aqua Fish !!!

 

tiburon pescado por Ariel Talleres y Rayon en mar del plata

  Con motivo de realizar el sueño de pescar en la altura con Mariano de la Rua, partimos el día viernes 15 hacía Mar del Plata. Cerca de las 15 hs pasé a buscar a Héctor (Tito) Rayón por su domicilio y tomando la autopista 25 de Mayo dimos inicio a esta aventura.  Un viaje tranquilo hasta Dolores y mucho más tranquilo hasta Las Armas debido al escaso tránsito.


lluvia torrencial en la ruta 2

  Hete aquí, a la postre, el peor momento de nuestra excursión. Una tormenta feroz nos agarró a 80 Km. de MDQ, la lluvia no nos dejaba ver más allá de 30 metros y para colmo, el granizo se hizo presente. Fue interminable, no sabíamos si orillarnos o avanzar, cualquier decisión parecía errónea. Por fin y tras 10 minutos logramos pasar la tormenta, logrando llegar al hotel a las 19 hs. (por suerte, fue solo un susto, dado que el auto no tuvo ningún daño aparente)

abordando la nave para la pesca en mardel

  Check in, dejar los bolsos en el hotel y a timbear un rato en el Casino, cenamos, Dramamine y a descansar ya que al día siguiente nos esperaban a las 6:45 en el club para salir. Sábado bien temprano y Rayón que me llama antes que suene el despertador… (como lo odie!!!), en fin, desayunamos y nos fuimos hacia el puerto con un amanecer que presagiaba un excelente día.

el Malleo III de AquaFish

Rayon a Bordo del Malleo III

  Al llegar, aunque les suene MUUYYY RAAAARO, fuimos los últimos, las embarcaciones ya estaban listas. Abordamos y partimos guiados por el capitán Leo y su marinero Lucho, y como tripulantes nos acompañaban Rubén, Ricardo y su Hermano (los tres oriundos de La Plata), Lionel (de Avellaneda), Diego (de Lomas de Zamora), El chileno (de Chile, je!) y Ariel (de MDQ), que sumados a nosotros dos, total 9 pescadores.

  Ya como comienzo, nos avisaron qué clase de pesca realizaríamos: En esta oportunidad iríamos por el Pez Limón. Lo particular de esta pesca es que se realiza trolleando, con líneas de 3 o 4 señuelos (un señuelo de media agua o profundidad) y el resto fiocos. Así fue que encaramos al banco de afuera, al llegar, sorteo del orden para pescar dado que solo lo haríamos con tres cañas. Tras 1 hora y 20 de navegación, llegamos al banco.

  Afortunadamente para mí, fuí el primer pescador en levantar una pieza. Pero no fue un limón, sino una hermosa anchoa de banco. Y a partir de entonces, comenzó el show. Una pasada por el cardumen y salían dobletes, tripletes y hasta cuádrupletes de Anchoas, que rondaban  los 2 Kg. promedio con sorpresas de 3 kilos largos.

Talleres pescando en el Malleo III

Talleres pescando en el mar

Talleres y pesca a bordo del Malleo III

Rayon pescando en el Malleo III

pescando con aquafish

hermosa pesca de Talleres y Rayon con AquaFish

Rayon el pesca variada en el mar

  Para las 12 horas el pique se había cortado, pero ya teníamos en nuestro haber 2 cajones de anchoas (los cajones son del doble de tamaño de los que se utilizan habitualmente). Fue entonces, que el capitán decide ir a probar suerte al banco Pescadores. Durante la navegación, fuimos gratamente sorprendidos por un grupo de delfines que nos escoltaron durante unos 5 minutos, una belleza para nuestros ojos, uno de los regalos que nos tenía reservada la salida. Al llegar al Pescadores, eran muchas las embarcaciones que se encontraban en el lugar y tras levantar unas 10 piezas el capitán nos hace la siguiente propuesta: Quieren ir a pescar tiburones Bacotas?

delfines desde el Malleo

pescando bacotas

Talleres y su pesquita

Rayon pescando tiburón

Rayon en plena pesca de bacotas

  Se imaginan, nuestros ojos se iluminaron y casi al unísono dijimos que sí. Tras una navegación de 20 minutos llegamos al point de pesca, líneas tiburoneras al agua y a esperar.

  Mientras, para apaciguar nuestras ansiedades, líneas de fondo en equipos livianos y a darle a la variada de mar con las infaltables pescadillas y corvinas rubias con alguna carbonera mezclada.

cosecha de pescado a bordo del malleo III

  A los treinta – cuarenta minutos una de las chicharras empieza a chillar, el capitán con gran destreza, toma la caña, espera el momento justo y clava…. MAMA!!!  Qué experiencia… ver la corrida de ese animal!!!

  La caña iba pasando de mano en mano hasta que luego de 20 minutos lo teníamos cerca de la embarcación, dejándose ver, pero lejos de entregarse. Nos paseó durante unos 10 minutos más por todo el barco, mientras la otra chicharra empezó a gemir también… Uds. no se imaginan lo que era ese barco… dos tiburones clavados y en plena pelea.

  Lamentablemente, el primer tiburón pinchado se zafó y logró recuperar su libertad antes de ser marcado, pero nuestro capitán nos comentó que rondaría los 90 – 100 Kg. y por nuestros cálculos superaba los 2 mts de largo.

  Mientras, la pelea con el segundo tiburón seguía, en este caso, un poco más pequeño que el anterior. El cual subimos al barco y medía metro y medio largo y rondaría en unos 70 Kg.

Talleres en pesca de tiburón

Talleres caña en mano con bacota

pesca de tiburones

izando abordo el tiburón, Talleres

  Mientras se hacían las maniobras para subirlo a la embarcación para ser marcado y sacarnos fotos, la caña que había pinchado el primer tiburón, vuelve a acusar otro pique, pero este sí era de los grandes de verdad… que corrida, que fuerza… pero para nuestra pena, tras 10 minutos de pelea, logro zafarse del anzuelo, por lo que no pudimos llegar a verlo, pero por su corrida, seguro que era mayor a los otros dos.

tiburón cerca del Malleo III

tiburón cerca del Malleo III

Rayon con tiburón abordo del Malleo III

pescando tiburones

  Párrafo aparte para el momento de la liberación de tiburón que subimos… en lo personal, la satisfacción de ver el animal nuevamente en el agua no tiene nombre, y tras tan noble lucha, me parece que el animal no merece otro destino que no sea seguir surcando las aguas de nuestro mar.

tiburón abordo del Malleo III

  Tras semejante experiencia cargada de adrenalina, dimos por concluida nuestra jornada de pesca, regresando a puerto cerca de las 18 hs.

  Mientras esperábamos la limpieza de la faena, veíamos como regresaban varias embarcaciones con Salmones y Meros hermosos, y, cervecita y picada de por medio con el grupo, quedamos en realizar este tipo de pesca en alguna oportunidad.

  Cerca de las 21 hs estábamos nuevamente en la ruta con Hector de regreso a nuestros hogares. Tuvimos un hermoso regreso, con una ruta muy liviana, que nos hizo arribar a Bs. As. a las 12:20 hs

  Una mención especial para los compañeros pescadores que tuvimos la suerte de conocer, todos excelentes pescadores y por lo que vimos, mejores personas aún. Hemos creado un hermoso grupo de personas que supo sacarle lo mejor a la jornada de pesca.

izando el tiburón

  Un agradecimiento a Lucho, nuestro marinero. Un acróbata de las cañas, saltaba de una a la otra, siempre dispuesto a que logremos la mejor pesca y enseñándonos cómo disfrutar cada captura. TODO UN PROFESIONAL.

  A Leo, nuestro capitán, por su permanente búsqueda de los limones y por habernos regalado la experiencia única de pescar tiburones

tripulación del Malleo III

navegando hacia el puerto de mardel

  A Mariano de la Rua, por haber hecho posible este sueño.

  Y un abrazo GIGANTE a Héctor Rayita Seoane, un grande de verdad. He pasado dos hermosos días disfrutando de su grata compañía.

  A todos, Muchas Gracias!

Ariel Talleres Capo.

Algunos videos que acompañan ésta nota :

 



Texto : Ariel Cepeda "Talleres Capo"

Imágenes : Héctor Seoane, "Rayon" y Ariel Cepeda "Talleres Capo"

Edición : PescaenelDelta -- Febrero 2008 --

Versión Imprimible Enviar este artículo
Los usuarios son responsables de sus propios comentarios.